Buscar

03 julio 2012

EL TRATAMIENTO DE LA ARTROSIS DE RODILLA (GONARTROSIS).

BREVE INTRODUCIÓN

La artrosis es la enfermedad articular más frecuente, comienza a ser sintomática hacia la segunda o tercera década y es muy habitual entre los 60/70 años de edad. Casi todas las personas de más de 40/50 años comienzan a presentar algún cambio degenerativo en las articulaciones de carga, llámense caderas o rodillas. Afecta por igual a personas de ambos sexos. La osteoartrosis es muy común en casi todos los vertebrados y puede remontarse a la historia de los tiempos.

La mayor parte del peso corporal lo soporta la rodilla, articulación muy expuesta a la degeneración, asociada a la sobrecarga, traumatismos, alteraciones de la marcha, infecciones y herencia, cuyo problema se ve frecuentemente en los servicios de rehabilitación.

La gonartrosis o artrosis de rodilla es una enfermedad degenerativa del cartílago articular caracterizada por dolor, limitación funcional, crepitación e inflamación, con mayor incidencia en mujeres predispuestas a la obesidad, originando grave deterioro en la calidad de vida. La movilidad de la rodilla suele ser muy dolorosa, sobre todo en estadios muy avanzados.

PROCESOS
Esta disfunción articular evoluciona hacia la deformidad de la articulación. El proceso fisiopatológico suele ser progresivo, pudiendo detenerse con tratamiento médico y técnicas de rehabilitación, los cuales se dirigen a prevenir la disfunción y evitar que aparezca la incapacidad. La casuística cuando es benigna, por lo general, requiere la predisposición y cooperación del paciente para un proceso eficaz.

SÍNTOMAS
• Inflamación, crujidos y dolor al esfuerzo.
• Atrofia muscular y deformidad de la articulación.
• Limitación articular, incapacidad funcional y claudicación de la marcha.
• Provoca dolores en la misma coyuntura o irradiados y aumento de calor local.

EFECTOS
 Al cabo de los años produce hipotrofia muscular.
 Limita los movimientos de forma lenta y progresiva.
 Hueso: Pérdida de masa ósea, disminución del calcio, pérdida del equilibrio en el proceso metabólico de reabsorción y aparición de la osteoporosis.
 Articulaciones y cartílagos: Alteraciones degenerativas, menor elasticidad, superficie más fina, aparición de pequeñas fisuras, disminución de la capacidad para soportar sobrepeso.
 Tendones: Aumenta su rigidez, riesgo de lesiones y pérdida de agua limitando la capacidad funcional.
 Líquido y membrana sinovial: Menos viscoso, disminución de la función lubricante.
 Músculo: Disminución del volumen, peso muscular, fuerza muscular, tono muscular, pérdida de agua, minerales y elasticidad.




OBJETIVOS DE LOS TRATAMIENTOS
 Aliviar el dolor y disminuir la inflamación.
 Prevenir deformidades y retardar la evolución de la enfermedad.
 Mantener y ganar arcos de movilidad articular.
 Conservar el trofismo y aumentar la fuerza muscular.
 Lograr marcha funcional y estética.
 Alcanzar independencia para las actividades de la vida diaria.
 Reincorporar al paciente a su vida habitual.


PROCESO REHABILITADOR
El tratamiento de la artrosis debe ser individualizado y ajustarse a la articulación afectada. Los objetivos son controlar el dolor, mantener la funcionalidad de la articulación y reducir al máximo la progresión de la enfermedad.
Es imprescindible reducir el sobrepeso en los enfermos de artrosis sobre todo cuando ésta se localice en articulaciones de carga, como las rodillas, caderas y columna.

Una actividad física aportará beneficios tanto a corto como a largo plazo. Es importante no centrarse en un único tipo de ejercicio, cuanto más variados, más beneficiosos serán para nuestro cuerpo.

Cuando se permanece en cama o en una silla de ruedas, los ejercicios pasivos, pasivos asistidos, pasivos resistidos, activos asistidos y activos resistidos servirán para que las articulaciones se mantengan flexibles y tan saludables como sea posible.

Los ejercicios pasivos en el arco del movimiento, ayudan a conservar las articulaciones flexibles, pero no fortifican los músculos, siendo estos realizados por expertos.

Los ejercicios activos son los que la persona hace por sí misma.

Los activos asistidos se hacen entre la persona y un ayudante.

Los ejercicios activos resistidos son los que darán fortalecimiento al sistema muscular y los realiza la persona sin ayuda alguna.

Algunas recomendaciones para los procesos agudos y crónicos con medios físicos pueden ser:

TRATAMIENTO CONSERVADOR CON MEDIOS FÍSICOS
Fase aguda Compresas frías durante 6-8 minutos
Fase crónica Calor con bolsa o manta eléctrica durante 8-10 minutos

Para la aplicación de ejercicios físicos se deberán tenerse en cuenta los siguientes conceptos: Seleccionar adecuadamente los ejercicios a realizar, aplicarlos sistemáticamente, dosificarlos de acuerdo con las características de la afectación, aptitud y edad del paciente.

Estas sesiones terapéuticas tendrán como fundamento aumentar la capacidad de reacción del músculo, evitar los espasmos musculares y capsuloligamentosos, ampliar el arco articular, potenciar la musculatura y mejorar la estática.

CONSIDERACIONES PARA LOS EJERCICIOS FISICOS
 Pasivos Movimientos pendulares suaves
 Pasivos asistidos Actividad con auto ayuda o ayuda ajena
 Pasivos resistidos Acciones suaves con oposición
 Activos asistidos Actuación con cierto vigor y ayuda
 Activos resistidos Ejercicios de fortalecimiento sin ayudas

RECOMENDACIONES FINALES A TENER PRESENTE
 Caminar en superficies regulares con calzado adecuado. (No marchas prolongadas y fatiga)
 Realizar ejercicios posturales, y de ser necesario, apelar a ayudas ortésicas.
 Rehuir de la inmovilidad y evitar los asientos bajos o reclinables.
 No cargar grandes pesos y continuar con una vida física y laboral normal.

El tratamiento farmacológico y rehabilitador puede formar parte del aspecto importante de un proceso adecuado. Casi el 75% de los pacientes mejoran de su sintomatología, con un sistema conservador, durante el primer año de molestias.

La persona con artrosis va a ser dependiente de dolores, siempre de mayor o menor intensidad y puede tener una limitación funcional discreta o invalidante, pero no se desanimen, actuar a tiempo siempre es una buena oportunidad.

Juan Fernández Pacheco – Junio 2.012


2 comentarios :

  1. Buen artículo, me parece muy completo en sus definiciones. Puede uno llegar con el especialista, informado y prevenido.

    ResponderEliminar
  2. excelente articulo los felicito como dice Alfredo LLEGA CON EL ESPECIALISTA IN FORMADO GRACIAS ME SIRVIÓ DE MUCHA AYUDA.

    ResponderEliminar

Por favor: Se ruega no utilizar palabras soeces ni insultos ni blasfemias, así todo irá sobre ruedas.